¿Podrá el Porto darle vuelta al Chelsea?

El Porto supo cómo complicarle el partido a este fuerte equipo del Chelsea dirigido por Thomas Tuchel. Los dragones lograron frenar los avances del conjunto inglés, el cual solo remató tres veces bajo los tres palos, y si bien es cierto que los portugueses salieorn derrotados 0-2, ¿cómo lograron frenar a los blues?

El equipo de Sergio Conceicao apeló a sus habilidades de presionar alto y con gran intensidad durante una buena parte del partido. Su objetivo fue siempre tener tapados a Jorginho y Kovacic (primera imagen), con hasta 4 jugadores que saltaran a la marca y siempre estuviesen marcados para no permitirles desplegar su juego, el cual le permite crear el juego asociado y desde el inicio de cada jugada. Fue uno de los puntos determinantes y más recurrentes en el partido.

Con dicha presión (segunda imagen), el Porto logra robar el balón  y se posiciona en campo contrario aprovechando el despeje de la saga defensiva y la cero creación en la salida. Un punto aparte, es que el Chelsea no buscó interiorizar a los carrileros (en este partido, Chilwell y Reece James) para darle más apoyo al doble pivote, además de que jugadores como Werner, Mount y Havertz apoyaron poco en la elaboración de las jugadas desde abajo.

Jorginho recibe libre, pero con nada de sorpresa en el parado del Porto. Hasta seis jugadores en la media cancha haciendo presencia para tapar cualquier intento de avance y obligando a jugar hacia los costados. Nuevamente, la falta de movimiento de los jugadores del Chelsea entre líneas para buscar abrir la defensa rival fue una de las pocas cosas que realizó el equipo de Tuchel.

La línea defensiva del Chelsea intenta tomar la posesión de balón para atraer las marcas, pero los principales objetivos del Porto siempre fueron Kovacic y Jorginho, quienes estuvieron siempre bien referenciados.

Con este buen trabajo, y con la intensidad en las marcas y por toda la cancha, el Porto provocó que el Chelsea no pudiese desplegar su mejor partido y lo complicó por lo menos durante 80 minutos. Dos errores puntuales, además de la jerarquía del conjunto inglés ocasionaron los goles. Sin embargo, la creación se vio totalmente anulada y se notó durante todo el partido, con un Porto que presionó durante todo el juego.

¿Qué le faltó a los portugueses? Concretar los errores del rival y ser más incisivos en ataque. Si bien adelantaron sus líneas para presionar, el Porto solo buscaba tapar la creación de juego con intensidad, pero el robar el balón y tomar a la defensa blue mal parada, no lo hacía tanto. Los dragones deben buscar recuperar el balón con su presión alta para tomar a una dura defensa mal parada.

Por el otro lado, el Chelsea debe saber que el Porto irá a buscar el partido desde el inicio por la necesidad. Deben buscar darle más apoyo a la línea del mediocampo, bien sea con Giroud/Abraham bajando a pivotear y aguantar un poco el balón en una salida larga, o con la incursión de los carrileros como unos internos más, buscando atraer las marcas y también limpiar las jugadas de creación.

La serie parece cerrada, pero el Porto ya demostró que puede frenar los avances del Chelsea. Buscarán ahora sacarle provecho a sus jugadas de ataques, mientras que el equipo londinense tendrá que estar firme y sacar a relucir su jerarquía nuevamente par avanza r a semifinales.